Experiencias de SVE y Huertas en Crecimiento

publicado a la‎(s)‎ 25 jul. 2016 9:00 por Jose Lorenzo Zamora   [ actualizado el 14 sept. 2016 11:43 ]
newsletter in English here                  boletín que enviamos por email,  ¡gracias por compartirlo!


En este boletín puedes leer sobre las experiencias de Nicola y Maja - las estudiantes que están aquí financiadas por el Programa del SVE - y el último progreso con las huertas, que han dirigido ellas fantásticamente.

El contexto para este trabajo es la visión hacia la que nos dirigimos para toda la finca, o el plan de 20 años: un gran bosque comestible lleno de animales donde todas (las plantas, personas y animales) puedan auto-alimentarse todo lo posible, y donde mucha biodiversidad y fertilidad en aumento puede suceder con el mínimo de esfuerzo por nuestra parte, porque hemos diseñado un buen sistema auto-regulado - lo que requiere mucha observación, pensar, experimentar, organizar, y después creación detallada de infraestructura.




Maja de Polonia

Empecé mi SVE con Gaia Tasiri hace un mes, y aunque empecé a conocer y amar su EcoAldea desde febrero (hace 6 meses) mientras hacía voluntariado en un proyecto vecino, y esperaba hacer SVE aquí en el futuro.   Tuve mucha suerte, porque me invitaron a venir antes de lo que había previsto ya que una de las personas que estaba haciendo SVE se fue en Mayo.

Realmente disfruto de mi tiempo aquí.
Simplemente vivir tan cerca de la naturaleza, en contacto constante con el suelo, las plantas y animales, y siendo parte de los ciclos de la naturaleza a mi alrededor hace que me sienta más viva que nunca.
Tenemos mucho trabajo, ya que es una finca y no sólo la mantenemos sino que trabajamos para desarrollarla, pero es trabajo muy satisfactorio.

Cada día trabajo en las huertas, cuido de los animales y las relaciones entre nosotros, y además también estoy haciendo el Curso de Permacultura Integral que se me ha brindado generosamente.
Todas estas actividades me enseñan mucho en distintos campos.   Además del conocimiento científico de permacultura del curso, consigo muchas habilidades prácticas como ordeñar, cuidar ovejas, trabajar con cemento, madera, soldar metal, y muchas otras cosas.

Ahora mismo el punto de enfoque más importante para mi es trabajar en mis habilidades de liderazgo y desarrollo emocional.  Tengo una oportunidad fantástica de vivir en una comunidad que está constantemente desarrollándose con un compromiso hacia relaciones evolucionarias.
Tengo apoyo emocional y mental fantástico de las personas a mi alrededor, que no sólo están siempre encantadas de hablar sobre cualquier cuestión importante e interesante sobre básicamente cualquier tema, sino que además están siempre disponibles para darme cualquier tipo de ayuda siempre que la necesite.

La cantidad de trabajo (físico e intelectual) es sobrecogedor a veces, pero estoy encantada de zambullirme en esta intensidad para aprovechar todo lo que pueda de esta oportunidad - aprender y aportar.
Y para ser sincera, viendo cuántas cosas hay aquí para aprender y cuántos proyectos fascinantes puedo empezar aquí, cuánto puedo beneficiar no sólo a esta tierra sino también a las personas aquí, ¡me hace pensar que sólo un año no es suficiente para nada!




Nicola de Inglaterra

Empecé aquí, en el proyecto de ecoaldea 8thLife en Febrero, poco después del nacimiento de mi hijo.   Siempre quise tener una familida extendida -una comunidad, donde la sangre no sea la única unión- y pudiendo hacer SVE aquí, tengo la suerte de poder empezar ese sueño.

Por supuesto, vivir y trabajar en un proyecto de eco-aldea muy animado con un bebé es un desafío.  Me encantaría poder poner toda mi energía en las huertas, la infraestructura, el cuidado de las personas... y aún así, veo que mi energía es un decimoquinto de lo que solía ser.  Ya no puedo pasarme el día entero en la huerta, ir a un círculo como si nada y estar presente sin distracciones (como hacía en la comunidad en la que vivía antes)... ajustarme a ser madre en condiciones tan animadas y emocionantes es difícil.  Tengo una tendencia a machacarme a mi misma y culparme por mi falta de atención a Luka o al proyecto.   A veces, tengo miendo de que en mis circunstancias "especiales" los demás van a resentirme.  Fundamentalmente, en nuestra sociedad muchas personas se valoran solamente por su productividad, y ser fundamentalmente humana no es suficiente.  Pero viviendo aquí, puedo desafiar este condicionamiento mío y, con suerte, también librar a Luka de tenerlo.

En los primeros meses, era una madre antes que nada, pero ahora que Luka es mayor y puedo compartirlo con los residentes, me estoy abriendo a un nuevo mucho entero de vida.  Es un privilegio que la mayoría de madres no tienen.  Salgo de mi dormitorio y ahí, justo afuera, hay personas con la misma visión e intereses que yo.  Disfrutan de relacionarse conmigo como una madre joven que está haciendo algo totalmente diferente para mi hijo -y parece que incluso les parezco inspiradora-  y me ayudan a completar mis tareas durante el día y disfrutan de relacionarse con nosotros, especialmente con Luka.

La visión aquí en 8thLife pone el enfoque en crear un mundo mejor para las siguientes generaciones, sirviendo al medio ambiente, refinando nuestra cultura, y nuestras relaciones con nosotros mismos y los demás.   Tento tanta suerte de que mi hogar y mi familia quieren ir más allá del dogma y el condicionamiento para proporcionar la mejor vida posible para mi hijo.   Para mi, esto es como ganar la lotería.

Aquí en 8thLife tenemos una agenda de feminismo radical, y por ello, aquí mi trabajo como madre se reconoce como "trabajo": criar a a próxima generacion es una contribución muy valiosa, y mis 6 horas de trabajo al día pueden incluír tiempo con Luka, lo que hace que pueda lograr hacerlas  (aunque, como he dicho antes, mi sexismo internalizado -al verme a mi misma como madre como una carga- requiere trabajo, pero al menos aquí tengo algo que va en contra de eso, ya que de vez en cuando necesito un pequeño recordatorio).

Si comparo mi vida a las vidas de muchas otras personas en Inglaterra (mi país de origen), que viven en vecindarios donde en realidad los vecinos son extraños que desconfían los unos de los otros, que viven en calles con jardines minúsculos, y el ruido de los coches continuamente, ue compran toda su comida en el supermercado, aislados en una enorme población donde sentimos que a las personas que nos encontramos en el día a día realmente no les importamos para nada...  tengo que considerarme privilegiada.
Vivo en un lugar precioso con grandes bosques comestibles, huertos de verduras, una familia de animales y también personas que son encantadoras, mi comida viene principalmente de aquí -y es de la mejor calidad- y las personas con las que vivo son muy interesantes y comprometidas, el aire y el agua están limpios -y las estrellas por la noche son mejores que cualquier otras que haya visto en mi vida- y oigo casi siempre los ruidos de los cerdos, pájaros, gallinas, ovejas...  Increíble.  Alucinante.  ¡Gracias!

Luka tiene mucha suerte de conocer a tantas personas, y creo que estar expuesto a tantas caras diferentes en un espacio tan especial servirá para crear una persona más equilibrada.  La verdad es que no es tímido, y su naturaleza curiosa está muy nutrida aquí, y dada la variedad de cosas que nos ve haciendo y la forma en la que nos ve hacerlas, está aprendiendo muchísimo.

Espero vivir en un lugar como este a largo plazo, usando este año que tengo financiado para establecer una eco-empresa que nos pueda sostener, así que realmente estoy metiéndome de lleno en esto, y conmigo Luka.





El Gran Tractor de Gallinas

Este es un proyecto que el equipo de PeDreTea tomó como su objetivo central de cultivo.
Es un diseño de una gran "máquina verde" que llevará algo de tiempo completar, pero después producirá enormes cantidades de verduras con mínimo esfuerzo, porque las gallinas harán la mayoría del trabajo de preparación del suelo por nosotros.

Consiste en seis grandes huertas (con forma de luna en el diagrama) en un valle con terrazas en el centro de la finca.
Los lugareños las llaman "nateras" porque recogen naturalmente la fertilidad que fluye por la pendiente con el agua - lo que es posible gracias al fantástico trabajo de construcción de terrazas hecho por los antepasados aquí.

Antiguamente traían todo el estiércol de los animales que producían en los establos para las cabras y vaca, pero nosotros nos decidimos en su lugar por un sistema de tractor de gallinas porque cumple la misma función de añadir mucho compost, pero con muchos beneficios adicionales.

Las gallinas pasarán uno o dos meses en cada huerta y después se irán hacia la siguiente.   De esta forma tendremos constantemente al menos una huerta produciendo comida, y las gallinas estarán siempre en un espacio grande, bonito y semi-abierto (con vallado) donde pueden encontrar muchos insectos deliciosas y verduras para comer, además de disfrutar de la naturaleza. 
Al mismo tiempo fertilizan nuestras huertas y reducen las hierbas y cualquier insecto que pueda comerse nuestras verduras, y también conseguimos más huevos y mejores, además de nuestra "tele de gallinas" - un lugar fantástico para meditar viendo a las gallinas disfrutar de su entorno natural.

Unas semanas antes de que llegaran los PeDreTeans, a mitad de Febrero, Stefania explicó lo que ya estaba ahí y qué otras cosas hace falta hacer, en este vídeo, arriba, como el resumen del proyecto.

A finales de Abril, después de que renovaran la cocina de la acampada, empezó el trabajo en estas huertas, comenzando con la Huerta de Flora, porque es la más cercana al gallinero y la más fácil de conectar a él.

El primer paso fue construír un sistema de puertas para fácilmente abrir y cerrar un corredero para que las gallinas vayan a la huerta,
pero al final para eso hizo falta re-colocar los postes del vallado, con refuerzo adicional, para hacer que la estructura completa sea más fuerte y estable, y que las nuevas puertas estén mejor sujetas.



El siguiente paso fue re-colocar la valla con refuerzos para que las plantas no la lleven abajo al subir por ella, y también hacerla más alta para que las gallinas no puedan escaparse fácilmente, y se enfoquen en preparar esta huerta en lugar de vagar por toda la finca.



¡Y el 13 de Mayo, finalmente, las gallinas pudieron venir a la huerta!
Y los PeDreTeans estaban tan entusiasmados por conseguir su propia comida que, aunque hacía falta esperar al menos un mes para que las gallinas pudieran hacer su trabajo, decidieron empezar a construír los bancales de la huerta inmediatamente.







También quisieron experimentar con hugelkultur, asi que al fondo de las huertas hay ramas cortadas, y encima de eso tierra y compost, y después querían convertirlas en torres para cultivo vertical (por ejemplo fresas).


Decidieron hacer tres bancales levantados con planchas de metal como muros, y en el centro, donde solía haber charcas, experimentaron poniendo torres de compost

Reutilizaron el sistema de riego que ya estaba ahí antes, así que después de decidir dónde construír el resto de los bancales, rediseñaron ligeramente el sistema de tuberías anterior para encajarlo en ellas.


Y este es un vídeo del trabajo en progreso:






Las Huertas de Fortuna



Aquí hay un paseo por algunas de las huertas con Nicola >>

Nicola se ocupó de diseñar y organizar las huertas en cuanto llegó aquí - así que Luka, que nació poco antes del comienzo de su voluntariado de SVE aquí, ha participado en cada "Hora de Huertas" que su madre ha organizado desde entonces... así que ha estado aprendiendo de huertas literalmente toda su vida.  Un bebé muy afortunado, y nosotros también :)



La visión para estas huertas es que sea un espacio estético y accesible, que requiera poco mantenimiento y sea muy productivo.
Ya que está en plena vista de los vecinos y es parte del hostal, hemos invertido tiempo en construír nuevos bancales levantados "elegantes" con pallets reciclados para complementar a los originales hechos de troncos y piedras.

 << Así es como era la huerta el verano pasado, con los bancales antiguos.  Todavía hay muchas cosas creciendo ahí, y Nicola y su "Grupo de la Hora de Huertas" finalmente han añadido sistemas de riego por goteo en cada uno, para no tener que estar tanto tiempo regando a mano.

Mayo 2016 - ¡Cinco nuevos bancales levantados rebosando de vida!

Y estos son los nuevos bancales levantados con madera de pallet >>
Queremos que también sirvan como un tractor de codornices y cobayas, así que el siguiente paso es hacer una casa móvil que encaje encima de los bancales.

Estos bancales levantados son más cómodos para trabajar, ahorran agua y dejan bastante espacio para las raíces de los muchos árboles que necesitamos para mantener las huertas sombreadas en verano, y también son muy fértiles, ya que las llenamos con nuestra fantástica tierra, combinada con súper-compost de ovejas, arena y picón.

El picón es una piedra volcánica que es my rica en minerales y está llena de pequeños agujeros con aire, y los microorganismos e insectos que viven ahí.

Sirve para añadir algunas de las ventajas que hacen famosos a otros materiales, como la terra preta, ya que una de las características del carbón es su estructura porosa muy similar, con la ventaja añadida de muchos minerales que los microbios harán disponibles a las plantas con el tiempo.

Mattis, el fantástico joven carpintero de Berlin que vivió con nosotros durante cuatro meses, hizo un trabajo fantástico de inventar una forma de hacer cada bancal con sólo 3 pallets, para que pudiéramos hacer las estructuras de los bancales con madera muy económica.

Mattis working on a new bed

Desmontamos los pallets hasta llegar a esto, y después de rellenan los espacios y se atornilla todo.

Cuando se coloca en su lugar la estuctura terminada, añadimos una capa de cartón en el fondo para evitar que entren raíces de los árboles a los bancales, y también algo más arriba para potenciar el crecimiento de micelios y también gusanos de tierra, a los que les encanta el cartón húmedo.

Excavamos alrededor de la zona del bancal para asegurar que esté plano y a nivel, y usamos la tierra de los caminos además de compost para rellenarlos.

Nicola supervisó el proyecto, y también estuvo cavando con mucho entusiasmo mientras cuidaba de Luka (nos turnábamos para cargarlo).

Primero se coloca el bancal para que esté a nivel, y después de rellena con capas de tierra de las zonas de alrededor, compost de oveja, arena y picón.

Y cuando llegamos al nivel apropiado para la tierra (dejando algo de espacio arriba), mezclamos todas las capas de este "pastel".


Este diseño encaja muy bien con el ratio de mantenimiento de 80/20  -  decimos que en permacultura el 80% de nuestro tiempo y esfuerzo tiene que dedicarse a diseñar e instalar sistemas (bien diseñados), para que después sólo tengamos que dedicar el 20% de nuestro tiempo y esfuerzo a mantenerlos (lo que es más o menos lo opuesto de el principio de Pareto), ¡y en estas huertas ciertamente lo estamos haciendo!
Con este trabajo hecho de una vez, requiriendo mucho tiempo y cuidado, ahorramos mucho más después - y siguiendo el mismo principio, hace poco instalamos un sistema de riego automático que ahora está en todos los bancales.

¡Gracias a todos los voluntarios, huéspedes y estudiantes que han contribuído a esto!

Y más recientemente, tuvimos el privilegio de conseguir montones de lana de oveja para acolchado así que ahora parece que las huertas están cubiertas de nieve y serán super-eficientes en ahorrar agua durante el verano. 

La lana es el material de acolchado perfecto porque (aunque acaba biodegradándose) no se desintegra en el sol tan rápidamente como la paja y otros materiales orgánicos, y es un gran aislante del frío y del calor (es bueno mantener la temperatura del suelo lo más estable posible) y además está lleno de nutrientes (trocitos de tierra, compost de oveja, lanolina, etc.) que se liberan lentamente al suelo como té de compost nutritivo cuando se riega desde arriba.

¡Gracias Jose, Brio y Maja por vuestro trabajo de esquilado!  Y a Eduardo, nuestro veterinario de campo local que siempre nos invita a ayudarle en sus maratones de esquilado alrededor de la isla, a cambio de la lana.

Noviembre 2015 - Los bancales antiguos de piedra y troncos, llenos de coles y aliums >>

Lo siguiente en nuestro ambicioso diseño es crear un tractor de codornices y cobayas portátil
- con esta jaula móvil (también llamada "tractor de animales pequeños y monos"), tanto los animales como los huéspedes del hostal al lado del que están estas huertas tendrán entretenimiento añadido en sus vidas, y más importante, las codornices y cobayas harán una función similar a las gallinas, comiendo semillas y hierbas, excavando el suelo
y compostando in situ, ahorrándonos mucho esfuerzo.

Nunca hemos visto un tractor de animales así, por lo que tendremos que experimentar y observar (e informaremos en boletines futuros de cómo funciona en la prática), pero aparte de nuestro deseo permanente de experimentar, queremos usar codornices y cobayas para este diseño porque son mucho más apropiados que las galllinas para el tamaño disponible de las huertas, quienes necesitan espacios más grandes (como las grandes huertas que estamos convirtiendo en un gran sistema de tractor de gallinas en otra parte de la finca).
Middle Terrace November 2015
Debajo, Mayo 2016: los bancales antiguos, después de cosechar mucha comida durante el invierno y primavera, con nuevos sistemas de riego instalados, y judías, aliums, aromáticas, brásicas, tomates y girasoles.
No se pueden ver los nuevos bancales ya que están al final de la terraza y llenos de verde, ¡parecen un bosque!


Nicola piensa que una huerta no está completa sin girasoles, y está encajando una variedad en aumento de plantas en las huertas, rodeadas de lana, canciones y amor.

Debajo de esta terraza hay otras dos que también convertiremos en huertas paso a paso - las terrazas más bajas no se pueden acceder tan fácilmente desde la casa como la primera, así que estamos haciendo huertas (no levantadas, por ahora) para plantas que no necesitan visitas frecuentes.

<< Mayo 2016 - las 2 terrazas de abajo: nuestros tomates están arropados con lana encantadora, la zona ha sido compostada, hemos añadido arena, y además un sistema de riego automático, y aunque no puedas verlos... hay bebés de melones, pepinos y calabazas creciendo juntos.


Aquí debajo hay una foto de las mismas 2 terrazas de abajo en Noviembre de 2015: una selva de mostaza salvaje, que crece abundantemente aquí, y la cosechamos todo el invierno y primavera porque son verduras realmente deliciosas y muy nutritivas.

This is the lower terrace November 2015



Las Gatitas

Uno de los elementos de la huerta de ensalada es que la gata salvaje que Nicola ha domesticado desde su llegada ahora está criando a sus dos gatitas bajo los matorrales de pera-melón, y parte de nuestra cosecha es verlas jugando y ronroneando alrededor del hostal cada día, y que nos acompañen siempre en nuestras comidas de grupo, y que nos dejen acariciarlas.
Aquí hay un pequeño vídeo (en nuestro grupo de FB) de estas pequeñas bolitas juguetonas, y hay otro aquí debajo.






Únete al grupo de facebook donde puedes poner preguntas y comentarios sobre el boletín.


http://facebook.com/groups/8thLife
Comments